Inicio Derecho laboral Incapacidades

Incapacidades

Cuando hablamos de Incapacidad Laboral, lo hacemos para referirnos a la situación en la que se encuentra un trabajador que no puede desarrollar las funciones de su puesto de trabajo, ya sea porque ha sufrido un accidente o porque padece una enfermedad.

Pero, además, dentro de la llamada situación de Incapacidad Laboral resulta necesario distinguir entre los siguientes grados:

Incapacidad
Permanente Parcial

Incapacidad
Permanente Total

Incapacidad
Permanente Absoluta

Gran
Invalidez

Grados de Incapacidad Laboral

Incapacidad Permanente Parcial

En cuanto al primero de ellos, el de Incapacidad Permanente Parcial para la profesión habitual, se entenderá que debe reconocerse cuando, sin llegar a ser total, ocasione al trabajador una disminución no inferior al 33% en su rendimiento normal para dicha profesión, pudiendo, no obstante, llevar a cabo las tareas fundamentales de la misma.

Asimismo, de la reiterada Jurisprudencia se desprende que, el grado de Incapacidad Permanente Parcial deberá reconocerse también en aquellos casos en los que el trabajador tenga que emplear un esfuerzo físico superior al habitual que haga que su trabajo le resulte penoso o peligroso, y ello, aunque no se produzca una merma en su rendimiento.

Incapacidad Permanente Total

Por otro lado, nos encontramos con el grado de Incapacidad Permanente Total para la profesión habitual, el cual deberá reconocerse cuando el trabajador se encuentre inhabilitado para la realización de todas las tareas (o las más fundamentales) de dicha profesión, pudiendo eso sí, dedicarse a otra distinta.

Lo mismo sucederá, cuando sin encontrarse inhabilitado, las afecciones anatómicas o funcionales le imposibiliten ejecutar dichas tareas con la profesionalidad, continuidad, dedicación y rendimiento que la prestación laboral requiere o, incluso, cuando le comporten una continua situación de sufrimiento.

Incapacidad Permanente Absoluta

El tercer grado, recibe el nombre de Incapacidad Permanente Absoluta, y deberá reconocerse cuando el trabajador se encuentre inhabilitado por completo para poder desempeñar cualquier profesión u oficio.

En este sentido, la Jurisprudencia ha entendido que este grado de Incapacidad se deberá reconocer cuando el trabajador carezca de toda posibilidad física de realizar cualquier actividad laboral y, también en aquellos supuestos, en los que, aunque el trabajador tenga aptitudes para ciertas tareas, no disponga de las facultades reales para consumarlas con la necesaria continuidad, dedicación, eficacia y profesionalidad, indispensables en todo trabajo.

Gran Invalidez

Por último, nos encontramos con la Gran Invalidez.

Se trata del grado de Incapacidad más grave, el cual deberá reconocerse cuando el trabajador que se encuentra en una situación de Incapacidad Permanente, a consecuencia de ciertas pérdidas anatómicas o funcionales, necesite la asistencia de otra persona para los actos más esenciales de la vida, tales como vestirse, desplazarse, comer o análogos.

Pero, llegados a este punto cabe preguntarse: ¿cuál es el procedimiento a seguir de cara a obtener una Incapacidad?.

Procedimiento para obtener una Incapacidad

Cuando un trabajador quiere solicitar una Incapacidad lo primero que tiene que hacer es contratar verdaderos especialistas que puedan asesorarle, y asistirle durante todo el proceso, pero que también sean capaces de, por ejemplo, conseguir los informes médicos más adecuados.

Sin embargo, en este tipo de supuestos, no basta con la figura del abogado, sino que va a resultar esencial el hecho de poder contar con la intervención de un perito médico que, en base a su propia experiencia, sea capaz de concluir que con las enfermedades o lesiones que el trabajador padece, no es posible que lleve a cabo ciertas tareas (alguna o todas) de su puesto de trabajo habitual, y que por lo tanto, dicho trabajador se encuentra en una situación de Incapacidad, ya sea en su grado parcial, permanente o absoluto.

Esa es la razón principal, por la que, en el Despacho de Abogados de Ana Tirapo, colaboramos desde hace años, con distintos peritos médicos especializados en este tipo de procesos.

En definitiva, si quieres solicitar la Incapacidad Laboral, acude a nuestro Despacho de Abogados en Zaragoza. Te informaremos sobre el grado de Incapacidad que te corresponde, y te dibujaremos las posibles vías de actuación de cara a obtenerlo.

USO DE COOKIES
Utilizamos cookies propias y de terceros, analizando sus hábitos de navegación en nuestra página web, con la finalidad de garantizar la calidad, seguridad y mejora de los servicios ofrecidos a través de la misma. En los casos en que el usuario no manifieste expresamente si acepta o no la instalación de las cookies, pero continúe utilizando nuestra página web, se entenderá que éste ha dado su consentimiento, informándole expresamente de la posibilidad de bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones del navegador. Puede obtener más información a este respecto consultando nuestra Política de Cookies.

ACEPTAR POLÍTICA DE COOKIES